Nuevo muelle de Caldera permitirá reducir precios de granos básicos que ingresan al país, prevé gobierno

obra​Obra fue inaugurada este jueves y tiene un costo de $36,5 millones

El nuevo muelle de Caldera, inaugurado este jueves, permitirá reducir los precios de los granos básicos que ingresan al país, según prevé el gobierno.

La obra - inaugurada la tarde de este jueves por el mandatario costarricense Luis Guillermo Solís- consiste en un nuevo muelle de 180 metros de longitud, 13 metros de profundidad y un área de planta de 6 mil metros.

El gerente de la Sociedad Portuaria Granelera de Caldera, Manuel Parody, explicó que con el nuevo muelle granelero los barcos ya no tendrán que esperar días para descargar y esos costos se traducirán al consumidor final.

Parody dijo que no se puede precisar cuánto bajarán los precios de algunos granos porque eso depende del dinero que ya no pagará la administración a los buques por tiempo de atraso y demora, versión reforzada por la presidenta ejecutiva del Instituto Costarricense de Puertos (Incop) Lianneth Medina.

Por cada día que un barco de granos debía esperar por espacio en el muelle para la descarga, cobraba $30 mil al país, y esos recargos se trasladaban a los precios finales que pagan los consumidores.

La nueva terminal granelera cuenta con una grúa móvil de 450 toneladas que tiene capacidad para movilizar 120 toneladas.

La nueva grúa puede descargar entre 18 y 22 contenedores por hora, mientras que las grúas de los barcos movilizan entre 8 y 12, es decir la nueva terminal duplica la capacidad de descarga.

Por el puerto de graneles de Caldera ingresan cada año 2,5 millones de toneladas de granos, en especial cereales, de acuerdo con datos del Incop.