Países europeos son "indiferentes" ante cifra récord de migrantes muertos en el Mediterráneo, señala ONU

Drama​En lo que va del año, al menos 3.419 migrantes perdieron la vida al intentar cruzar el Mediterráneo

El Alto Comisionado de la Organización de Naciones Unidas para los Derechos Humanos denunció este miércoles la "indiferencia" de los países europeos ante los migrantes que cruzan el Mediterráneo, tras la difusión de un informe que estima que un récord de 3.419 personas murieron en esta travesía en 2014.

"La falta de interés que vemos en muchos países frente al sufrimiento y a la explotación de estas personas desesperadas es profundamente chocante", dijo Zeid Ra'ad al Hussein al inaugurar una conferencia en Ginebra, Suiza.

Según un informe publicado este miércoles por la agencia de Naciones Unidas para los refugiados (ACNUR), en lo que va del año al menos 3.419 migrantes perdieron la vida al intentar cruzar el Mediterráneo.

La agencia estima que desde principios de año fueron más de 207.000 migrantes los que intentaron atravesar el Mediterráneo, una cifra que casi triplica el récord precedente de 2011 en el que 70.000 personas intentaron huir de su país durante la primavera árabe.

"Los países ricos no pueden convertirse en 'ghettos', mientras sus pueblos cierran los ojos para no ver las manchas de sangre que marcan estas rutas", advirtió el funcionario.

Con conflictos en el sur (Libia), este (Ucrania) y sureste (Siria/Irak) Europa soporta en estos momentos el mayor número de llegadas por mar.

Cerca del 80 por cineto de los intentos de cruce se efectúan a partir de las costas libias, para intentar llegar a Italia o Malta.

La mayoría de los migrantes que consiguieron llegar a Italia son sirios (60.051), cuyo país vive una guerra civil desde hace más de tres años y medio, y eritreanos (34.561) que huyen para escapar a la represión brutal, al servicio militar de por vida y a los trabajos forzosos.