Policía desmiente muertes en violentas protestas contra canal en Nicaragua

Enfrentamientos​Al menos 21 personas resultaron heridas y 33 detenidas en desalojo policial de los manifestantes

La policía de Nicaragua desmintió este miércoles que hubiera dos muertos en las violentas protestas de campesinos contra la construcción del millonario canal interoceánico, como habían informado opositores al proyecto, aunque confirmó 21 heridos y 33 detenidos.

Al menos 21 personas resultaron heridas y 33 detenidas durante el violento desalojo policial de los manifestantes que protestaban por las expropiaciones de tierra para la construcción del canal, dijo en rueda de prensa la directora de la policía, Aminta Granera.

Como resultado del operativo "tenemos 15 policías heridos y 6 civiles lesionados", entre ellos el oficial Armado Gómez, quien se encuentra grave debido a una "perforación en el pecho derecho con arma de fuego", afirmó Granera.

La jefa policial negó que los enfrentamientos dejaran muertos como había informado el presidente del opositor Partido Liberal independiente (PLI, derecha), el diputado Eduardo Montealegre, y Danilo Lorío, uno de los dirigentes de El Tule (sur), donde se produjeron los desalojos.

Lorío había declarado que vio los cuerpos de las supuestas víctimas tendidas en el suelo, mientras que el diputado Montealegre incluso envió su pésame a las familias.

Tropas especiales de la policía dispersaron a los manifestantes con bombas lacrimógenas y balas de goma en el departamento de Rivas y en El Tule, en la provincia de Río San Juan (ambos al sur de la capital), indicó.

"También se encuentran detenidas 33 personas que serán investigadas por daños a la propiedad, al comercio, por lesiones graves y por exposición de personas al peligro", confirmó.

Explicó que la policía actuó con violencia porque un grupo de 100 manifestantes quemaron la estación policial de El Tule y amenazaron "con quemar una cisterna con mil galones de combustible, poniendo en riesgo la vida de la población".

"Atacaron a las fuerzas policiales con armadas de fuego, machetes, piedras y palos", narró Granera.

El líder de la comunidad de San Miguelito de Río San Juan, Franklin Briceño, relató a la agencia de noticias AFP que las fuerzas antimotines sorprendieron a unos mil campesinos que protestaban en El Tule desde hace ocho días.

"Hay una persecución" en la zona, la policía anda "detrás de la gente, hay cacería y arrestados", afirmó Briceño, quien acotó que en El Tule viven unos 800 campesinos que se rehúsan a ser desalojados de sus terrenos.

Los operativos se produjeron luego de que el lunes el dueño de la concesionaria china HKND, Wang Jing, inaugurara las obras preliminares a la construcción del megacanal nicaragüense enmarcadas por protestas campesinas.

Wang obtuvo en 2013 la concesión para construir y operar este canal, valorado en 50.000 millones de dólares, durante un plazo de hasta 100 años.

Las obras desplazarán a unos 30.000 campesinos que viven sobre la futura ruta canalera, a quienes Wang prometió el lunes pagar indemnizaciones justas.

Video: La Prensa Nicaragua