Ante polémica por pesca de tiburón, Solís dice que "producción" no riñe con "conservación"

criterio​Mandatario se defendió de organización que lo tituló como enemigo de estos animales

Para el presidente de la República, Luis Guillermo Solís, algunas organizaciones ambientales crearon una dicotomía entre la protección de las especies y la producción pesquera de los tiburones, que según su criterio, no existe.

De esta forma se defendió el mandatario después de ser "condecorado" con el título de enemigo de los tiburones por la agrupación alemana Shark Project a principios de este mes por presuntamente eliminar las medidas de protección a este animal.

El gobernante brindó un mensaje en la segunda reunión de signatarios del memorando de entendimiento sobre la conservación de tiburones migratorios del Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente (Pnuma).

De acuerdo con Solís, los estados están llamados a proteger a las especies marinas, sin embargo, esto no significa la prohibición total a los pesqueros para aprovechar estos recursos.

El presidente aclaró que lo que no se permite en Costa Rica es la explotación desmedida y el aleteo de tiburones.

El mandatario instó a los participantes del encuentro a desarrollar acuerdos en conjunto con diversos sectores, principalmente, incluir en los procesos a las comunidades costeras, las cuales se han invisibilizado.