Recolección masiva de datos telefónicos por agencia de seguridad de EE.UU. es ilegal

Fallo​Los políticos estadounidenses están debatiendo actualmente sobre la reforma o la extensión de esta ley

La recolección masiva de datos telefónicos realizada por la Agencia de Seguridad Nacional (NSA) estadounidense es ilegal, dictaminó este jueves una corte de apelaciones norteamericana, estimando que esas operaciones sobrepasan el marco legal fijado por el Congreso.

Las leyes sobre las cuales se apoya la NSA para efectuar esa operación "nunca han sido interpretadas para autorizar nada que se aproxime a la amplitud de la vigilancia que se ha puesto en cuestión aquí", señaló el fallo del tribunal estadounidense en un documento de 97 páginas.

El fallo se produjo tras una demanda presentada por la Unión Americana de Libertades Civiles contra la NSA y el FBI, a raíz de las revelaciones sobre los vastos programas de vigilancia en documentos filtrados por el excontratista de la NSA, Edward Snowden.

Los millones de "metadatos" obtenidos de llamadas telefónicas incluye los números llamados, horarios y otra información, pero no el contenido de las conversaciones.

Sin embargo, los defensores de las libertades civiles argumentan que el programa es una intrusión masiva a la privacidad y que constituye una ayuda mínima en el esfuerzo antiterrorista.

Sin llegar a pronunciarse sobre la constitucionalidad del programa de vigilancia, el tribunal estimó que la agencia sobrepasó el marco fijado por el Congreso en el famoso "artículo 215" de la ley antiterrorista Patriot Act, votada tras los atentados del 11 de septiembre de 2001.

"No hay evidencia de que el Congreso tenga la intención de autorizar una colecta masiva de los registros de los estadounidenses o de sus boletines escolares para agregarlos a una base de datos", apuntó el tribunal.

"La interpretación que el gobierno nos pide adoptar desafía todo principio de limitación. Si el gobierno estuviera en lo correcto, podría utilizar el (artículo) 215 para recolectar y almacenar masivamente todos los metadatos del sector privado, incluidos los datos asociados a los registros financieros, médicos y de comunicación electrónica (incluido los correos electrónicos) y la información de las redes sociales" de todos los estadounidenses.

No obstante, el tribunal se negó a emitir una orden judicial para detener el programa, argumentando que no tendría sentido porque la ley expira el 1 de junio próximo.

Los políticos estadounidenses están debatiendo actualmente sobre la reforma o la extensión de esta ley.

Video: The Hill