Solo 17 de 81 alcaldes gobernarán con mayoría en concejos municipales

#vozyvoto201611 son del PLN y tres son cabeceras de provincia, según análisis de datos de AmeliaRueda.com

17 de los 81 alcaldes electos en los comicios del pasado 7 de febrero alcanzaron también una representación mayoritaria en los concejos municipales, lo que les da una ventaja, sobre los 64 que no lo lograron, para ejecutar los proyectos que prometieron en campaña.

En otras palabras, la mayoría de regidores en estos cantones son del mismo partido político que el alcalde ganador.

Tres de los 17 ayuntamientos son cabeceras de provincia: Alajuela, Heredia y Limón.

De los 17 alcaldes con mayoría en el concejo municipal, 11 son de Liberación Nacional (PLN), tres de la Unidad Social Cristiana (PUSC), uno de Acción Ciudadana (PAC) y dos son agrupaciones cantonales, la Yunta Escazuceña y el Partido Alianza Limonense (PAL).

Entretanto, en la provincia de Puntarenas, ninguno de los alcaldes electos contará con mayoría en su respectivo concejo municipal.

Así lo demuestra un análisis realizado por AmeliaRueda.com con base en los resultados preliminares de las elecciones municipales 2016, correspondientes al escrutinio de 5.240 (93,1 por ciento del total) juntas receptoras de votos, divulgado por el Tribunal Supremo de Elecciones (TSE).

socióloga, Montserrat Sagot

Para la socióloga y catedrática de la Universidad de Costa Rica (UCR), Montserrat Sagot, este resultado demuestra una vez más que la ciudadanía, mayoritariamente, prefiere no otorgar poderes de decisión totales a un partido político.

Fraccionamiento

En 64 municipalidades, los alcaldes electos deberán lidiar con concejos municipales fraccionados. En ninguno de estos casos, el partido ganador logró mayoría, tampoco un partido opositor. Las decisiones deberán negociarlas con fuerzas de otras agrupaciones.

Tal es el caso del cantón central de San José, la alcaldía más importante del país, donde Johnny Araya, cuenta con cuatro regidores de su partido, Alianza por San José, pero otros cinco partidos se reparten los restantes siete puestos del concejo municipal: dos el Partido Unidad Social Cristiana, dos el PLN, y uno respectivamente para el Frente Amplio, el Republicano Social Cristiano y Acción Ciudadana.

Para un alcalde es fundamental contar con el apoyo de los regidores debido a que por sí solo no puede tomar decisiones.

La función del concejo municipal emula la labor de la Asamblea Legislativa, pero a nivel local, es decir, se encarga de dictar reglamentos, acordar presupuestos para diversos proyectos y organizar la prestación de los servicios que brinda el ayuntamiento.

Por ejemplo, si en el cantón existen altos índices de inseguridad, los regidores pueden someter a votación el giro de fondos para la creación de la policía municipal o programas preventivos en los distritos.

Incluso, el concejo municipal tiene la potestad de comunicar al TSE faltas graves que justifiquen la remoción de un regidor y del mismo alcalde.

En este órgano político local las decisiones se toman mediante mayoría simple, es decir, la mitad más uno.

El político e historiador, Vladimir de la Cruz, señaló que la municipalidad viene cobrando relevancia en la última década debido a que los ciudadanos se están percatando de que muchas decisiones que se toman allí repercuten en su calidad de vida, por ejemplo, el mejoramiento de vías cantonales, apertura de espacios recreativos y desarrollo de programas sociales.

Historiador y político Vladimir de la Cruz

Doble premio

Once de los alcaldes electos que también contarán con mayoría en el concejo municipal fueron reelectos el pasado 7 de febrero.

Es el caso de los alcaldes de Escazú y Dota en San José; del cantón central de Alajuela, San Mateo y Orotina; en Heredia el cantón Central y San Pablo; en Cartago El Guarco y Jiménez; Hojancha en Guanacaste y el cantón central en Limón.

De la Cruz indicó que en estos casos, la ciudadanía "premia" la labor realizada por la alcaldía en periodos anteriores dando facilidades para la toma de decisiones.

Los regidores llegan al poder contando con la mayoría de sufragios. Los electores votan por un conjunto de regidores propuestos por un partido y logran los puestos quienes se ubiquen en los primeros lugares de la papeleta.

La elección de los regidores que integran los concejos municipales en Costa Rica se realiza por cantones mediante listas “cerradas y bloqueadas” y tomando como fórmula matemática para su distribución las cifras “cociente” y “residuales”, según lo establecido en los artículos 201 a 205 del Código Electoral.

Adicionalmente, el método de adjudicación de plazas fija una barrera electoral determinada por la cifra “subcociente”. El método es el mismo que se sigue para la elección de los diputados a nivel nacional, y es el mismo que se aplica para la elección de los concejales de distrito.

Colaboró en el análisis de datos Mauricio Arroyo.