No hay conexión a internet 
Gira el telefono para mejorar navegación

Coronavirus
En Costa Rica

+
Nuevos
+
Fallecidos
Salón
0%
UCI
0%

¡Muchas gracias!

Hemos notado que nos visitas regularmente, por lo que nos interesa conocer tu opinión de que mejoras podemos realizar.

Solo siete de cada 100 carreras universitarias del país están acreditadas

​Mayoría de carreras acreditadas por Sinaes se imparten en universidades estatales

El mejor ejemplo de que el país tiene una deuda pendiente con la calidad de la educación superior es que solamente el 7% de los mas de 1.800 programas de estudio que imparten universidades públicas y privadas cuenta con el visto bueno del Sistema Nacional de Acreditación Superior (Sinaes).

El Sexto Informe del Estado de la Educación, dado a conocer en agosto pasado, reveló la cifra al tiempo que cuestiona ese bajo porcentaje, pese a que el Sinaes opera desde 1999.

El Sinaes es la institución encargada de promover el mejoramiento permanente de la calidad de la educación superior costarricense, para ello las carreras universitarias y parauniversitarias se someten voluntariamente a una evaluación rigurosa de su plan de estudios, cuerpo docente e infraestructura, la cual es elaborado por expertos internacionales. Las carreras que superan el proceso, obtienen la acreditación.

De las 126 carreras acreditadas la mayoría, 58%, es parte de la oferta de una de las cinco universidades estatales; las restantes se imparte en una de las 54 universidades privadas.

Para la investigadora del Estado de la Educación, Valeria Lentini, eso significa que hay muy pocos graduados de carreras acreditadas, pues en Costa Rica, anualmente, de cada 10 títulos que se entregan solo tres son de una universidad pública y los restantes siete de una privada. En síntesis: las universidades que menos tienen carreras acreditadas son las que más están graduando alumnos.

El centro académico que más tiene carreras acreditadas es el Instituto Tecnológico de Costa Rica (TEC), un 32% del total de su oferta académica; lo siguen la Universidad Estatal a Distancia (UNED) con un 15%; la Universidad Nacional, 10%; y la Universidad de Costa Rica (UCR), 7%. Mientras que todas las universidades privadas juntas solo suman un 6% de carreras acreditadas.

El Sinaes, en su defensa, sostiene que la acreditación es voluntaria, por lo que depende de las universidades someterse o no al proceso, y enfatiza que pese a que el porcentaje del 7% parece bajo, año con año se suman más carreras y universidades a los procesos de acreditación.

Así lo señaló el vocero de la instancia, Julio Oviedo, quien añadió que hay un creciente interés del estudiantado en cursar una carrera acreditada, y citó como ejemplo que 18 mil jóvenes asistieron en mayo pasado a la Expo calidad, una feria que organiza el Sinaes para exponer su labor.

Críticas

Tanto el presidente del Consejo Nacional de Rectores (Conare), Luis Guillermo Carpio –instancia que agrupa a las cinco universidades públicas–, como Sonia Monge, presidenta de la Unidad de Rectores de Universidades Privadas (Unire), criticaron al Sinaes por los procesos que emplea, lo cuales, señalan, entraban las opciones de acreditarse.

Carpio, quien además es rector de la UNED, dijo que el Sinaes debe acercarse más a las universidades y habilitar puentes para que estas se interesen en la acreditación; además señala que los procesos deben agilizarse y volverse más prácticos, incluso propuso crear una modalidad que permita evaluar a toda una universidad en lugar de hacerlo carrera por carrera (de forma individual).

Otra crítica que lanzo fue el costo económico del proceso de acreditación. Para afiliarse al Sinaes hay que pagar ¢4 millones, y el desembolso para someter cada carrera a evaluación es de $7.300.

La queja de Sonia Monge es contra el criterio de los examinadores internacionales, pues considera que emplean análisis subjetivos y desconocen aspectos importantes del contexto nacional, además criticó los extensos tiempos de respuestas y propuso revalorar de la metodología y criterios que se emplean.