Hombres entre 55 y 59 años sufren más violencia intrafamiliar que mujeres de ese mismo grupo

incidenciaSolo tres de cada 10 víctimas pertenecen al género masculino

Las mujeres siguen siendo las principales afectadas de la violencia intrafamiliar, así lo demuestran las estadísticas; sin embargo, en el grupo de edad entre los 55 y 59 años prevalecen las víctimas masculinas con la mayor cantidad de casos registrados.

El Informe de Datos de Violencia Intrafamiliar del 2014 reveló que en este segmento etario hubo una incidencia de 506 denuncias de hombres por encima de los 423 casos femeninos.

Funcionaria de Vigilancia de la Salud, Gloriela Brenes

Este es el único en el que las mujeres no son la mayoría, ya que en el resto de grupos de edad la diferencia entre víctimas masculinas y femeninas es de hasta 500 casos.

Entre el 2008 y 2013 la mayoría de personas mayores de 70 años que denunciaron violencia intrafamiliar eran hombres.

FUNCIONARIA DE VIGILANCIA DE LA SALUD, GLORIELA BRENES

La funcionaria de la Dirección de Vigilancia de la Salud, Gloriela Brenes, indicó que estos datos podrían demostrar que cada vez más hombres víctimas de agresión en el seno de sus hogares se atreven a denunciar.

Brenes agregó que el mismo machismo que favorece la agresión contra la mujer inhibe a los hombres a buscar ayuda cuando sufren violencia intrafamiliar.

Las más vulnerables

Las mujeres encabezan las estadísticas de agresión. De los 10.933 casos registrados el año anterior, 8.093 eran mujeres. Esto quiere decir que solo tres de cada 10 agredidos son hombres.

Brenes señaló que es importante estar atento ante signos que podrían alertar que una persona es víctima de agresiones y malos tratos por parte de un familiar.

Adultos mayores agredidos

La presidenta ejecutiva del Consejo Nacional de la Persona Adulta Mayor (Conapam), Zulema Villalta, indicó que la cantidad de víctimas masculinas aumentan conforme avance la edad debido a que los familiares se aprovechan de la vulnerabilidad en esta edad.

Presidenta de Conapam, Zulema Villalta

La violencia patrimonial es el tipo de agresión que más aqueja a las personas mayores de 65 años. Esta se manifiesta cuando un hijo le prohíbe al adulto mayor ver televisión hasta cuando se le obliga a firmar un documento sin su consentimiento.

La jerarca del Conapam agregó que esta población también sufre agresión psicológica y abandono por parte de sus familiares.

En lo que va del año se han recibido cerca de 500 llamadas en el 911 de abuso contra las personas de más de 65 años, y se abrieron 100 procesos judiciales por esta causa.

Villalta explicó que para evitar que sigan aumentando los casos de violencia en contra de los adultos mayores es necesario concientizar a la población acerca de los derechos que tiene esta población y que no pierden por el solo hecho de envejecer.