No hay conexión a internet 
Gira el telefono para mejorar navegación

Coronavirus
En Costa Rica

+
Nuevos
+
Fallecidos
Salón
0%
UCI
0%

Más datos

aquí

¡Muchas gracias!

Hemos notado que nos visitas regularmente, por lo que nos interesa conocer tu opinión de que mejoras podemos realizar.

Expresidente Solís en la mira de Fiscalía Anticorrupción por nombramientos en Aviación Civil

Caso estuvo en manos de Emilia Navas, pero al dejar de ser miembro de Supremos Poderes pasó a otro fiscal

La designación de tres miembros de en Aviación Civil, entre ellos el del director Enio Cubillo, hacen que el expresidente de la República, Luis Guillermo Solís Rivera, figure como imputado en una investigación que dirige la Fiscalía de Probidad, Transparencia y Anticorrupción.

La pesquisa es tramitada bajo el expediente 17-000093-1218-PE, luego de una denuncia interpuesta el 27 de setiembre del 2017 en los Tribunales de San José, por el abogado y piloto Everardo Carmona Estrada, señalando una serie de hechos que se dieron en Aviación Civil y el Consejo Técnico de Aviación Civil (CETAC).

Carmona Estrada enumera tres nombramientos que no cumplieron con los requisitos establecidos por la ley. Uno es el del Federico Chavarría como miembro del Consejo Técnico de Aviación Civil, el otro es el de Gianella Baltonado como parte del mismo consejo y también como subdirectora General de Aviación Civil y el de Enio Cubillo como director General dicha entidad.

En la denuncia, de la cual este medio tiene copia, se pide a la Fiscalía tomar "las medidas correspondientes ante la falta de títulos aeronáuticos por parte del señor Cubillo". Además explica una serie de acciones por parte del funcionario para cumplir con los requisitos. También solicita investigar el pago dedicación exclusiva.

En el caso de Federico Chavarría, la acción señala que se debe indagar si posee dos licencias necesarias para formar parte del Consejo. "Si una de las licencias es de piloto, establecer si la misma es comercial", indica el texto. Igualmente pide establecer si ha dejado de ser el propietario de las aeronaves y una empresa que cuenta con un certificado de explotación de servicios aéreos.

Por su parte, sobre la subdirectora Gianella Baltodano solicita investigar si "fue nombrada sin encontrarse con un título válido reconocido en Costa Rica. Establecer en qué fecha se incorporó al Colegio Profesional correspondiente".

La causa en primera instancia estaba siendo tramitada por la fiscala general, Emilia Navas; sin embargo, el 10 de marzo de este año pasó a manos de la Fiscalía Adjunta de Probidad, Transparencia y Anticorrupción, esto debido a que "Solís dejó el cargo (de presidente) y ya no goza de inmunidad", informó el Ministerio Público ante consulta de AmeliaRueda.com.

"El caso se encuentra en la etapa preparatoria de la investigación, que consiste en la recolección y análisis de pruebas y es privada para terceras personas, según el artículo 295 del Código Procesal Penal", comunicó la Fiscalía por medio de su oficina de prensa.

El delito de nombramientos ilegales está tipificado en el artículo 337 del Código Penal de Costa Rica, y establece que "será reprimido con treinta a noventa días multa el funcionario público que propusiere o nombrare para cargo público a persona en quien no concurrieren los requisitos legales".

Actualmente, el puesto de director de Aviación Civil está vacante, pues aún no han sido designados los nuevos miembros del Consejo Técnico de Aviación Civil que debe nombrar el nuevo Gobierno; por lo que no se sabe si Cubillo continuará en el puesto o llegará otra persona.

Además de esta causa por nombramiento ilegal, el expresidente Solís Rivera también figura en una investigación que dirige la Fiscalía General y que está relacionada con el caso conocido como cemento chino.

Lea: Expresidente Solís figura en investigación de la Fiscalía General relacionada a caso de cemento chino

Según Fiscalía, el exmandatario está dentro de un expediente penal que se abrió a raíz de una denuncia que presentó la Asociación Nacional de Investigadores en Criminalistica (ANIC) por el presunto delito de prevaricato, el cual se da cuando un servidor pública dicta una resolución a sabiendas de que es contraria a la ley.