No hay conexión a internet 
Gira el telefono para mejorar navegación

"El intento de golpe de Estado ya fue derrotado", dice secretario de la presidencia de Nicaragua

Ya no hay barricadas, afirmó el funcionario, uno de los miembros del gabinete más cercanos al presidente Daniel Ortega

El secretario de la presidencia nicaragüense, Paul Oquist, aseguró este martes que "el intento de llevar a cabo un golpe de Estado en Nicaragua ya está acabado", en una entrevista con AFP en la que abogó por el diálogo y "estudiar caso por caso" las muertes ocurridas en su país.

"La buena noticia de Nicaragua es que el golpismo ha fracasado, o sea, el intento de llevar a cabo un golpe de Estado en Nicaragua ya está derrotado", dijo Oquist en Bruselas al término de una reunión de cancilleres europeos, latinoamericanos y caribeños.

Para Oquist, quien tiene rango ministerial y es considerado uno de los miembros del gabinete más cercanos al presidente Daniel Ortega, ya "no hay barricadas en las carreteras", "los estudiantes pueden volver a estudiar".

"Ya lo que queda es el diálogo", agregó el responsable, para quien lo que Nicaragua requiere es "cesar la violencia, restablecer la confianza mutua entre las partes" y, en definitiva, "lograr una reconciliación nacional".

Lea: Grupos paramilitares y policías lanzan fuerte ataque en Nicaragua contra ciudad rebelde de Masaya.

Desde el 18 de abril, unas 280 personas perdieron la vida en una oleada de protestas contra una reforma del sistema de pensiones, que se convirtieron en un clamor para exigir la salida del poder del presidente Ortega.

La oposición acusa a este exguerrillero de 72 años, en el poder desde 2007 (segunda etapa) y cuya esposa Rosario Murillo es la actual vicepresidenta, de instaurar una dictadura y pide anticipar a marzo próximo las elecciones presidenciales de 2021.

La ONU acusó este martes a las autoridades de Nicaragua de graves violaciones a los derechos humanos. Estados Unidos, la Unión Europea (UE) y países latinoamericanos, especialmente del grupo de Lima, han condenado a su vez la "represión" en este país centroamericano.

El ministro nicaragüense consideró que "hay violencia por un lado y otro", pero criticó que "los informes de derechos humanos" no tomen en cuenta las "atrocidades" llevadas a cabo "por actores no estatales".

"Se va a estudiar caso por caso, todas las muertes. Van a encontrar manifestantes muertos o estudiantes muertos. Van a encontrar policías muertos (...) Van a encontrar sandinistas muertos, torturados, muertos", explicó.

Lea: EE.UU. urge fin de la represión y elecciones anticipadas en Nicaragua.

Este examen se inscribe, según el ministro, en el proceso de "reconciliación" que buscan llevar a cabo. En este sentido, Oquist confirmó el llamado realizado a organizaciones internacionales como la UE o la ONU para acompañar un eventual diálogo.

"Estamos invitando a todas esas organizaciones internacionales a facilitar el diálogo que tiene a la Iglesia católica como moderadores, porque la solución en Nicaragua es el diálogo", agregó.

Las autoridades nicaragüenses están llevando a cabo también una "reforma electoral (...) con asesoría de la Organización de Estados Americanos (OEA)", que se plasmará en una propuesta en enero de 2019, según Oquist.

Esta reforma y la justicia son, a su juicio, elementos "importantes" para "alcanzar acuerdos que conduzcan a la paz en Nicaragua".

Foto: El Nuevo Diario.