Gobierno pide a sindicatos reiniciar "sin condiciones" el diálogo para reforma fiscal

Estira y encoge​El Ejecutivo mantiene la anuencia a incluir en el expediente 20.580 los planteamientos de los trabajadoras una vez que los discutan en la mesa de negociaciones

El Gobierno de la República pidió este martes a las organizaciones sindicales el reinicio "sin condiciones" del diálogo que rompieron un día antes al no alcanzar un acuerdo sobre la reforma fiscal que se discute en la Asamblea Legislativa.

Para el Poder Ejecutivo es necesario que la próxima semana se de un nuevo encuentro con las agrupaciones de trabajadores, según manifestó en el programa Nuestra Voz el ministro de la Presidencia, Rodolfo Piza Rocafort.

Tentativamente esa reunión está pactada para el 18 de julio, pero será mediante cartas que ambas partes terminen por definir una fecha.

"Nosotros estamos esperando a contestar hoy (martes) una nota de los sindicatos para encontrar la forma de seguir conversando. Me parece que lo fundamental es que sea en la mesa que lleguemos a los acuerdos. Uno no puede poner condiciones para sentarse si al final estas dificultan la sentada misma. Yo creo que lo necesitamos es sentarnos y revisar cada uno de los argumentos del sector sindical", dijo el jerarca.

Piza explicó que el lunes, antes de que se levantara una cita que duró ocho horas entre el Gobierno y la dirigencia del Bloque Unitario Social y Sindical Costarricense (Bussco) y el colectivo Patria Justa, recibieron un pliego de planteamientos que podrían contribuir disminuir el déficit fiscal.

Lea: Sindicatos rompen diálogo con Gobierno que propuso reposición de jornada perdida por huelga

Dentro de las propuestas contenidas en el documento se encuentra establecer un impuesto de 30 a un 36 por ciento sobre grandes utilidades de los 400 mayores contribuyentes, una mejor ejecución de la valoración aduanera, la implementación de un escaneo a contenedores para evitar la evasión y un tributo a las transacciones financieras internacionales, un impuesto a las utilidades financieras del cobro a tarjetas de crédito, una contribución solidaria del sistema de exenciones de zonas francas, entre otros.

A criterio del ministro, una vez que se discutan y se mejoren algunos de esos planteamientos, los mismos podrían ser incluidos por parte del Ejecutivo en el proyecto de Ley de Fortalecimiento de las Finanzas Públicas, para que finalmente sean los diputados los que decidan si las peticiones permanecen o no en la propuesta final.

Para la instalación de una mesa de diálogo, los sindicatos han pedido al Gobierno que se retire el expediente 20.580 de la corriente parlamentaria así como las solicitudes que desde instituciones públicas se hayan tramitado para declarar ilegal la huelga del 25 de junio contra el plan fiscal.

Todas esas peticiones fueron rechazadas temprano el lunes, mediante una misiva firmada por el vicepresidente Marvin Rodríguez Corrales.

Lea: Gobierno rechaza petición de sindicatos de dar marcha atrás con declaratoria de ilegalidad de huelga contra plan fiscal

Las organizaciones de trabajadores también ha manifestado su deseo de que la integración de la mesa incluya a otros sectores, como por ejemplo a los empresarios, con la Iglesia Católica como interlocutor del diálogo, situación que el Ejecutivo ha rechazado, proponiendo en su lugar negociaciones bilaterales en las que sí participarían eclesiásticos.

Crédito de la fotografía: Casa Presidencial.